Diferencias entre la Mayonesa Casera y la Envasada

¿Mayonesa comprada o casera?

La mayonesa es una de las salsas más famosas en la gastronomía de muchos países. Con un sabor sabroso y particular, es utilizada prácticamente en todo tipo de platos.

Podemos escoger entre preparar la mayonesa de forma casera o bien comprarla en el supermercado. Sea como sea, siempre debemos asegurarnos de que se conserve en buenas condiciones.

Propiedades de la mayonesa casera

La mayonesa preparada en el hogar nos brinda un gran sabor culinario, y además, podemos estar seguros de que se ha elaborado de forma natural con ingredientes frescos y nutritivos. Aún así, debemos tener mucha precaución porque al ser preparada con huevo crudo, no es conveniente dejarla fuera del refrigerador más de una hora, y se recomienda consumirla dentro de las 24 horas.

Además, la mayonesa casera debe guardarse en un pote de cristal o recipiente similar totalmente hermético, para evitar la temida salmonelosis (bacteria presente en el huevo crudo y que se puede desarrollar si no se conserva a temperatura fresca). Tampoco se debe congelar la mayonesa.

Propiedades de la mayonesa envasada

Prácticamente, la única ventaja sobre la mayonesa casera es su mayor conservación, dado que el sabor raramente será mejor que su homólogo casero, si bien es cierto que algunas marcas son realmente sabrosas.

En la mayonesa envasada también se pueden consultar las calorías por 100 gramos del producto, así como las grasas saturadas. Esto es una información interesante porque, como ya sabemos, este tipo de salsas son muy calóricas y con alto contenido graso, por lo que no conviene abusar de ellas. También nos podemos encontrar con la mayonesa light, que suele tener entre un 30 y un 40 por ciento menos de calorías que su variedad normal.

La mayonesa envasada se conserva durante mucho más tiempo. Con el envase cerrado, se puede consumir hasta lo que la fecha de caducidad marque, que suele ser de varios meses. No obstante, en el momento en que la abrimos y la guardamos en la nevera, se desaconseja su consumo pasadas dos semanas.

Cómo saber si la mayonesa se puede consumir

Si la mayonesa (casera o comprada) presenta un aspecto amarillento o grumos en su superficie, es una señal clara de que está pasada y no se debe consumir.

Para maximizar la conservación de la mayonesa, es obligatorio cerrar siempre herméticamente el recipiente donde se encuentra y no dejar restos de comida en el interior, es por esto que la cuchara utilizada para repartir esta salsa se debe lavar correctamente y cuidar de que no deje migas de pan o de comida dentro del recipiente.

La mayonesa, al contener huevo y grasas saturadas, no se recomienda para personas que padecen colesterol; en estos casos, y con carácter ocasional, es mejor optar por la ya mencionada mayonesa light.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista digital gratuita con consejos e ideas para estas Fiestas. Encontrarás recetas, manualidades, trucos de decoración y muchos tips más.

Si deseas leer más artículos similares a Diferencias entre la Mayonesa Casera y la Envasada, te sugerimos que visites nuestra sección Nutrición y Alimentación.

Esta nota te fue útil?
5 valoraciones.
El 100% dice que es útil.

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social