Cómo Desarrollar la Concentración Selectiva

¿Qué es la concentración selectiva?

¿Has notado cómo algunas personas logran leer un libro o el periódico, prestando mucha atención a la información, aunque estén en el tren, de camino al trabajo, con personas hablando, bebés llorando, y miles de ruidos a su alrededor? Pues estas personas no tienen una capacidad sobrenatural, simplemente han logrado desarrollar su capacidad de atención y concentración selectiva.

La concentración selectiva es una capacidad que nos permite poner en funcionamiento un proceso de captación y retención de sólo un fragmento de la información que proviene del exterior, en forma de estímulos o información. Desarrollando esta herramienta, podrías escuchar sólo el canto de un ave en medio de un tumulto de cientos de aves cantando.

La concentración selectiva en el día a día

A diario, todo el tiempo, recibimos estímulos del mundo exterior. Sonidos, aromas, temperaturas o climas, energías y vibraciones casi imperceptibles. Estos estímulos provocan reacciones, e incluso te ponen de cierto humor, pudiendo dificultar la atención o la concentración en tus tareas.

Por ejemplo: cuando hace mucho calor, aunque estés leyendo tu libro favorito, en tu mente divaga la idea de "cuánto calor hace", tu cuerpo suda, y te distraes fácilmente; cuando en la oficina o en el salón de clases hay gente dialogando, estos sonidos interrumpen la lectura que tú estás haciendo, o te distraen de las tareas que estés cumpliendo. La atención y la concentración selectiva son la herramienta de ayuda en éstos, y más casos.

La concentración selectiva sólo se permite influenciar por cierta porción de esta información del entorno. De este modo, de entre los tantos sonidos, puedes escuchar sólo uno, o bien neutralizar la percepción de los sonidos y sólo enfocar tu atención en el material de lectura frente a ti.

Ejercicio para desarrollar la concentración selectiva

La concentración, la atención, al igual que la creatividad, pueden ser desarrollados de una manera muy placentera: mediante juegos. Los juegos permiten establecernos en un humor más relajado y abierto, y son el mecanismo ideal para incorporar estos nuevos ejercicios mentales a nuestros procesos de pensamiento.

Una técnica sencilla para desarrollar nuestra concentración selectiva puede ser realizado mediante la simple contemplación de elementos. Por ejemplo, toma dados (de los que se usan en juegos de tablero), un papel en blanco y un lápiz. Piensa en un tema que quieras desarrollar, por ejemplo: buscar la solución a un problema en la oficina, renovar la cocina para crear un ambiente más llamativo, modificar la tienda para que resulte más invitante a nuevos clientes.

En la hoja de papel, dibuja un círculo numerado del 1 al 12, como un reloj. Con la idea a desarrollar ya determinada. En cada número, coloca un atributo del tema a desarrollar, ya sean adjetivos, calificativos, palabras relevantes, lo que tú quieras. Por ejemplo: quieres renovar tu tienda para invitar a más clientes. En tus doce números, colocas atributos como "familiar", "moderna", "economicidad", "baldosas", "musicalizada", "payasos", "góndolas", "iluminación", "grande", "practicidad", "sonrisas", "puertas".

Ahora, tira un dado, para determinar un número bajo en el reloj y escribe en el papel ese atributo. Luego tira ambos dados, suma sus cifras, y anota a continuación ese otro atributo. Por ejemplo: primer dado, el 2 (modernidad); segundos dados, 5 y 3 = 8 (iluminación). Con sólo esos dos atributos en mente, procura establecer relaciones entre ellos. Anota todas las ideas que vengan a tu mente, sin considerar estadísticas, datos de la realidad, ni siquiera estilos decorativos: sólo une entre sí esos dos atributos de cualquier manera posible, aunque resulte obvia o absurda. Luego, relaciona estas ideas con la idea principal.

Repite el procedimiento cuantas veces quieras, tirando los dados para que tu mente se concentre en esos dos atributos únicamente, sean cuales sean. Con este ejercicio para desarrollar la concentración selectiva, tu mente se acostumbrará a ir tomando de la realidad los datos específicos, seleccionados, en busca de soluciones o alternativas para cada proceso de pensamiento.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista digital gratuita con consejos e ideas para estas Fiestas. Encontrarás recetas, manualidades, trucos de decoración y muchos tips más.

Gracias por leer Cómo Desarrollar la Concentración Selectiva, si te gustó este artículo, suscribete a cualquiera de nuestras redes sociales y recibe publicaciones destacadas todos los días. Solo tienes que hacer click aquí.

Esta nota te fue útil?
6 valoraciones.
El 67% dice que es útil.

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social