Cómo cuidar la piel del escote

Cuidados de la piel del escote

El pecho y el escote son partes del cuerpo especiales en lo que respecta a estética femenina. Pero se trata de una zona delicada, que a menudo no sabemos cómo tratar.

Hidratación y tonicidad para el escote

Para cuidar la piel del escote, ante todo, debes recordar dos palabras clave: hidratación y tonicidad. La piel de esta zona sufre constante desgaste, ya sea que esté o no expuesta a los elementos externos.

Hidratación. Para hidratar la zona de tus pechos, debes beber suficiente agua a diario (no menos de siete u ocho vasos a lo largo del día), y aplicar cremas y lociones hidratantes luego de la limpieza diaria.

Exfoliación. Procura no abusar de productos de limpieza como cremas exfoliantes. Bastará con una exfoliación corporal al mes que abarque la zona del escote, y una higiene diaria con la ayuda de guantes de exfoliación, suaves y gentiles. Al salir de la ducha, seca tus pechos hidrata con cremas, y no olvides proteger esta delicada zona con cremas de protección solar.

Tonicidad. En lo que respecta a tonicidad y firmeza del escote, hay algunas acciones que puedes llevar a cabo. La postura es el primer paso: para que la tensión y la gravedad no empeoren la soltura de la piel de tus pechos, debes mantener una postura recta constantemente. Utiliza sujetadores de buen ajuste, que eviten que la piel superior del escote se estire demasiado.

Ejercicios. Hay algunos ejercicios que puedes realizar, para tonificar los músculos pectorales y, con ello, evitar la pérdida de tonicidad y firmeza en el escote. Simplemente, dobla tus brazos hasta enfrentar tus palmas (como si aplaudieras), elevando los codos hasta dejarlos a la altura de los hombros. Luego, presiona las palmas entre sí, mantén la firmeza por dos segundos, y afloja, sin separar tus manos. Repite unas diez veces, toma un descanso, y repite el ejercicio dos o tres veces más. Haz esta rutina a diario, y tu escote se verá fortalecido en cuestión de semanas.

Evita el uso de maquillajes agresivos en esta zona. Puedes embellecerla con cremas autobronceantes, y aplicar polvos nacarados sueltos para dar un brillo natural. Al finalizar la jornada, no olvides retirarlos en la ducha, y finaliza esta higiene con agua fría, para promover la circulación de la piel.

Recetas caseras para afirmar la piel del escote

Si deseas, puedes llevar a cabo una rutina de belleza con compuestos caseros para la firmeza del escote. Una buena receta es exfoliar la piel con azúcar blanca, unas gotas de aceite de olivas y unas gotas de zumo fresco de limón. Coloca con las yemas de los dedos y masajea suavemente, en movimientos circulares y ascendentes. Luego, aclara con agua tibia o templada, y seca bien con pequeñas palmadas.

A continuación, puedes aplicar una mascarilla casera para afirmar la línea del escote. Algunas recetas reconocidas por sus buenos efectos en la zona son las realizadas con vino de salvia, con zumo de limón y ron, o con ralladura de manzana y melón maduro. El aguacate (palta) también ayudará a la hidratación de la piel. Las cremas de naranja y yogur natural o harina de maíz, así como la mezcla de yema de huevo y zumo de limón, o la de yogur natural y avena molida.

Finaliza la rutina con una limpieza profunda y aplica una crema reafirmante.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo cuidar la piel del escote, te sugerimos que visites nuestra sección Cuidado de la Piel y el Cuerpo.

Esta nota te fue útil?
21 valoraciones.
El 90% dice que es útil.

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social