¿Qué hacer si recibes un dinero extra?

¿Qué hacer si recibes dinero extra?

¿Ya sea porque recibiste una herencia, ganaste en la lotería o hasta en el casino, recibiste un bono extra en el trabajo o hallaste la ola de monedas de oro al final del arcoíris, has recibido un dinero que no esperabas. Tienes dos caminos para elegir: darte todos los gustos que has estado evitando, o utilizar ese dinero de un modo que te dará aun más satisfacciones a futuro. ¿Cuál elegirías?

Sal del pozo o adelanta cuotas

Si tu época de ahorro y de llevar una vida frugal se debe a que has adquirido deudas, créditos, una hipoteca u otros, lo mejor que puedes hacer con este dinero sorpresivo es pagar el saldo de tu deuda. Esto te dará seguridad, elevará tu autoestima, y podrás seguir adelante con tu vida sin sentir la presión de tener una mochila cargada de pagarés con tu nombre allí escrito.

¿Tienes gastos fijos ineludibles? Quizás sea la renta, la cuota de la hipoteca, el seguro del coche u otros. Ya que has recibido este dinero extra, en lugar de gastarlo directamente, compra con él tranquilidad para tu futuro y paga las cuotas por adelantado. Podrás terminar de pagar créditos, cuotas, hacerte de más propiedades de manera definitiva, y tener así más holgura con tus ingresos convencionales hacia adelante. Esto, además, te permitirá ahorrar más y poder darte ese gusto, como irte de vacaciones este verano o cambiar el coche en pocos meses.

Invierte

Digamos que no tienes deudas ni cuotas para pagar por adelantado, y no quieres malgastar tu dinero, o quieres hacer que trabaje para ti y te de beneficios a corto, mediano o largo plazo. Hay muchas opciones que puedes aprovechar aquí.

Puedes tomar un plazo fijo en el banco, o invertir en acciones en la bolsa. Otra opción es comprar vehículos o viviendas, repararlos y volver a venderlos para obtener un beneficio, o quizás prefieras comprar un piso o una pequeña casa que pongas en renta, para que te de un constante ingreso extra por mucho tiempo. Aunque Muchos dirán que esta opción no es válida, pero la realidad es que está algo menospreciada - con el precio de las rentas no se logra amortizar el costo de la compra en muchos años, pero este caso es diferente, pues no has trabajado y ahorrado ese dinero, sino que ha caído en tu regazo sin que te esforzadas por ello. Al invertir en bienes que te den rédito, tu dinero estará bien invertido, y se irá multiplicando con el tiempo.

Usa el dinero extra y date un gusto

El último camino propuesto es que, en fin, lo gastes, lo uses para darte un gusto merecido y tentador. Supongamos que has tenido orden y control sobre tu dinero y tus gastos. No tienes deudas por pagar, y estás conforme con los pagos de tus cuotas y créditos. No te apetece invertirlo en algo que te dé más dinero con el tiempo, estás cansado y quieres darte un gusto para retomar la alegría en la vida.

Tienes todo ese dinero que no esperabas recibir, y comienzas a pensar en todo lo que quisieras comprar; pero aquí te sugerimos pensar antes de actuar, y considerar no sólo el bien que quieras adquirir, sino también lo que significará en tu vida a futuro. No caigas en las tentaciones fáciles de comprar un gran yate que luego no podrás mantener ni en el costo del embarcadero, o un coche de lujo para el que no podrás pagar ni siquiera la gasolina. ¿Piensas en ir de vacaciones? Elige un destino que te de placer, y no uno donde quedes expuesto a peligros, incomodidades, que el clima no sea el que refieres sólo porque está de moda, o donde nadie hable tu idioma y te pierdas de todo.

Sólo piensa bien qué quisieras hacer con ese nuevo dinero que ha llegado a tu vida. Se trata de una oportunidad, que podrás aprovechar para vivir con calma, aumentar tus ingresos, o darte un merecido gusto si es lo que prefieres, ¡pero con inteligencia! 

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cuando recibimos un dinero que no esperábamos: ¿qué hacer?, te sugerimos que visites nuestra sección Ahorro y Economía en el Hogar.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social