Conversaciones que NO Debes Tener en la Mesa

Conversaciones que Debes Evitar en la Mesa

Seguramente alguna vez, de niño, tu mamá te regañó por hablar de temas que no debías mencionar. Ahora de adulto, ¿sabes cuáles son las conversaciones que no debes tener en la mesa?.

Al día de hoy, sigue habiendo asuntos de los que no se habla cuando estamos sentados disfrutando de la comida, por cuestiones de formalidad, por educación y por condiciones personales de los asistentes. Conoce de qué se trata todo esto, y cómo asegurarte de no incomodar a nadie la próxima vez que estés en una cena formal o un evento con personas desconocidas.

Temas prohibidos

Las reglas de la buena conducta y del protocolo nos recomiendan no sostener conversaciones en la mesa que puedan resultar ofensivas, herir la sensibilidad de los presentes (en especial de los anfitriones), o que sean desagradables o inciten a la confrontación.

Para cumplir con las reglas de oro de los eventos sociales, evita tener este tipo de diálogos:

Temas que no hay que hablar en la mesa de un evento. Conversaciones que debes evitar en una mesa formal. De qué hablar en un evento social?

© Depositphotos.com/AndreyPopov

Imagen 1. Además de estas pautas del protocolo para las conversaciones en la mesa, recuerda los buenos modales: ¡nada de móviles en cenas formales o íntimas!

Deportes. Si hubiera un gran acontecimiento deportivo sucediéndose se puede hablar objetivamente al respecto, pero debes evitar expresar fanatismos o propiciar debates fuertes y discusiones respecto de los deportes, tan pasionales entre muchos.

Dinero. En reglas generales, no se debe hablar de dinero y de negocios en la mesa, y tampoco debes presumir el tuyo o el de alguien que conozcas. No sólo por educación, sino mayormente por seguridad.

Política y gobierno. Ya que hay fervientes defensores y opositores a todos los tipos de gobiernos y mandatos, lo más sensible es evitar debatir en la mesa sobre estos asuntos.

Religión y fe. Hablar de religión es un tema muy delicado, pues una opinión simple puede resultar tremendamente ofensiva para los fieles de un credo o creencia en particular. Esto se aplica tanto a las religiones convencionales como también a las prácticas, doctrinas y creencias de cualquier tipo, físicas, metafísicas o espirituales.

Temas inadecuados para conversar en la mesa

A veces el protocolo también nos recomienda no desagradar, en el sentido estricto de la palabra. Con ello se refiere a aquellos temas que puedan ser de demasiada sensibilidad para algunos, aunque puedan parecer simples a tus oídos. Estos incluyen:

Asuntos corporales y conductuales. No será bien recibido que comentes sobre la mala conducta tuya, de tus amigos, o de cualquier otra persona, de igual modo que no será bien visto hablar sobre “asuntos” corporales (escatológicos y demás), mucho menos sentados a la mesa.

Asuntos médicos. Operaciones, condiciones de salud, circunstancias particulares, tratamientos o cuadros diagnosticados no son temas adecuados. Aunque sólo quieras comentarlos, puede que haya personas extremadamente sensibles, o que tu comentario sobre un cuadro clínico que hayas visto en la TV sea la causa de la muerte prematura de un ser querido para quienes estén compartiendo contigo.

Estándares de belleza e inteligencia. Seguro que se habla de la gran belleza de las modelos, de las reinas de los certámenes o de los niños pequeños a menudo. Está bien hablar de lo bello desde un tema respetuoso, pero no tener conversaciones sobre la fealdad de las personas, en especial si son “de carne y hueso”. Lo mismo se aplica sobre lo que tú presumes como falta de inteligencia de alguien: uno de sus seres queridos puede estar presente sin que lo sepas, y puedes herir sus sentimientos y ofender a varias personas a la vez.

¿Qué conversaciones SI puedes tener en la mesa?

Hay muchos temas adecuados para sostener conversaciones en una cena con desconocidos. Incluyendo los temas principales citados en las listas de los “prohibidos”, siempre y cuando lo hagas desde un punto de vista objetivo. Vale decir: puedes hablar del ascenso que te dieron en el trabajo sin mencionar nada del dinero ni tampoco presumir, y puedes hablar de los acontecimientos sociales, deportivos, políticos u otros de tu ciudad o país, sin tomar posiciones a favor o en contra, cuando estés compartiendo en mesas formales, en eventos, o con personas a quienes no conozcas del todo.

Esta guía te será de mucha ayuda para cumplir con la etiqueta y el protocolo sobre las conversaciones que no se debe tener en la mesa y en los eventos a los que asistas.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Conversaciones que NO Debes Tener en la Mesa, te sugerimos que visites nuestra sección Protocolo y conducta.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social