Consejos para comprar freezers y congeladores

Los freezers y congeladores independientes o “de caja” son artefactos que nos brindan una gran capacidad de almacenamiento para congelar alimentos para su conservación, o bien para mantener bebidas a su temperatura ideal para consumo. Todo dependerá del tipo de freezer que elijamos, en consideración a su capacidad y a su potencia de frío.

Modelo y forma de los freezer

El modelo o formato del freezer es un detalle importante. Todo dependerá del sitio donde ubicaremos el elemento, y de nuestras necesidades. Los freezers de cajón, de carga vertical, son más adecuados para conservar alimentos de grandes tamaños sin inconvenientes, mientras que los de puertas frontales, más parecidos a un freezer de nevera convencional, ocupan menos lugar y permiten la conservación de elementos de menor tamaño, incluyendo botellas.

La capacidad de almacenamiento del freezer se mide sin sus accesorios y elementos, es decir, es la capacidad bruta del aparato vacío. Luego, podrás colocarles estantes, cajoneras, portabotellas o recipientes de cierre hermético adecuados para congelados apilándolos unos sobre otros, optimizando la zona de almacenamiento.

Cómo elegir un freezer: Temperatura

La capacidad de congelación y la temperatura es un detalle a considerar. El freezer, o congelador, puede albergar una temperatura interior de -20°C. Sin embargo, la más sabia elección incluiría un modelo que posea un regulador de temperatura. Ello permitirá llevarlo a temperaturas superiores, más cercanas a los grados sobre cero, pudiendo ser de -4°C a -6°C, permitiéndonos conservar bebidas alcohólicas que no se congelen. Para conservar bebidas propensas a la congelación, o bien vinos blancos, dulces y espumantes, podemos elegir un modelo que permita la temperatura interna sobre cero, de entre 4°C y 6°C.

De este modo, considera que la temperatura interna de -6°C logran conservar bebidas que no se congelen (como bebidas alcohólicas) y algunos alimentos, por algunas horas, lo cual resulta ideal para eventos, conservando allí el hielo, los postres fríos o helados, y las bebidas.

Por su parte, los freezers para almacenamiento presentarán temperaturas inferiores. La temperatura interna de -12°C logra conservar los congelados por más tiempo, siendo similar en su funcionamiento a los freezers de las neveras convencionales. Finalmente, los freezers de -18°C a -20°C son los adecuados para conservar congelados por mucho más tiempo, optimizando así la economía doméstica.

Determina el uso del freezer antes de comprar

Recuerda, como siempre te recomendamos, determina el uso que le darás al artefacto antes de su compra. Ya conociendo este detalle, podrás elegir el modelo más conveniente en cuanto a su capacidad de carga, a su temperatura y regulación, a su programación (frío rápido o frío convencional), y también de acuerdo a su capacidad de consumo energético y a su tamaño físico. Esto te permitirá adquirir o rentar el artefacto más apropiado para su uso, mejorando así la eficiencia en relación al gasto de compra o renta, y también el de su consumo energético.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo comprar el freezer ideal según el uso, temperatura y capacidad, te sugerimos que visites nuestra sección Ahorro y Economía en el Hogar.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social