Cómo Ser Mejor con tu Pareja

¿Quieres saber cómo ser mejor pareja con tu otra mitad? Conoce estos consejos saludables y dale más felicidad a tu vida.

Guía para ser mejor con tu pareja. Cómo fortalecer el respeto por tu pareja. consejos para ser mejor pareja

Cómo Ser Mejor Pareja

Cómo ser Mejor Pareja y Vivir más Felices

Ser mejor pareja no es convertirte en el artífice de la felicidad de tu ser amado, ni a la inversa. Es aprender a ser quien eres, en completa compañía y complicidad con tu persona especial. Lograrlo es posible, y también será mucho más sencillo si aplicas estos tips simples y saludables para lograr una mejor relación con tu pareja y contigo mismo. Conócelos y aplícalos, ¡te encantarán!

Conócete y respétate ante todo

Ninguna relación es saludable si no hay respeto entre ambos, mucho menos cuando la falta de respeto es hacia uno mismo. A menudo dejamos de pensar en qué queremos por seguir una conducta que nos ha sido impuesta, un rol al que la propia sociedad nos acostumbró. Para ser mejor pareja lo primero es ser mejor persona, estar cómodos en nuestra propia piel, saber qué queremos y quiénes somos, al menos lo suficiente como para mostrarnos honestos y abiertos hacia nuestra otra mitad.

Conócete y respétate, para saber en qué te quedarás firme y qué cosas cederás por la otra persona. Respeten cada uno el espacio individual, la privacidad, la intimidad propia. Ten tus propios amigos y actividades individuales, y respeta que tu ser amado también los tenga. Para ser mejor pareja hay que dar y luego recibir. No hay uno sin lo otro, ni hay un orden invertido para esto. Esto es así para las relaciones amorosas, familiares, amistades, sociedades y todo tipo de interacción humana: somos y dejamos ser, hacemos y dejamos hacer, damos ante todo y, con fortuna, también recibiremos lo que queremos en nuestra vida.

Guía para ser mejor con tu pareja. Cómo fortalecer el respeto por tu pareja. consejos para ser mejor pareja
Recuerda la regla de oro en las relaciones de pareja: primero dar, y luego recibir.

© Depositphotos.com/Violin

"Una clave fundamental para ser mejor pareja es aceptar que el pasado ha quedado atrás."

Una clave fundamental para ser mejor pareja es aceptar que el pasado ha quedado atrás. Cualquier conflicto, cualquier problema ha sido superado, o cuando menos decidieron seguir juntos para dejar el pasado en el pasado. Déjalo ir, libérate de las cadenas de lo que ya pasó y que nada puedes hacer para cambiar. Concéntrate en el hoy, en vistas de a dónde quieren llegar juntos el día de mañana, en completo respeto por ti y por tu pareja.

Conocerse y aceptarse para ser mejor pareja

Si quieres ser mejor con tu pareja debes conocer a la otra persona tal cual es, y no como quisieras que fuera, como fue en algún momento, o como puede que llegue a ser. Tu otra mitad es un ser humano igual que tú, con sus gustos y con su personalidad, su espacio individual, su carácter. Comprenderlo es aceptarlo tal cual es, como te gustaría que te acepten a ti.

Consejos para ser una mejor pareja. tips para lograr la felicidad y respecto con tu pareja.

¿Buscas consejos para ser mejor pareja? Habla con los mayores: los abuelos han sabido quererse y cuidarse para estar siempre unidos.

© Depositphotos.com/Wavebreakmedia

"Si quieres ser mejor con tu pareja debes conocer a la otra persona tal cual es, y no como quisieras que fuera."

Para ser mejor pareja es necesario crear una complicidad individual entre los dos, de persona a persona, reconociéndose por lo que en verdad son. Conoce cuál es el lenguaje que le llega más directo, y que temas será mejor evitar si quieres su felicidad. A veces los gestos dicen más que las palabras, y son también más saludables. Recuerda que herir con la palabra es casi tan agresivo como herir con el cuerpo: ten cuidado de lo que dices, cuenta hasta diez y respira profundo antes de quejarte por cosas que, en definitiva, son parte de su personalidad. Sé compañía, no enemigo de tu pareja.

Sé natural, auténtico, real contigo mismo y acepta que tu otra mitad también lo sea. No proyectes en él o en ella lo que tú quisieras para tu vida (o para la suya). Contrariamente, acompáñale a llegar a sus metas, y así tu pareja podrá también acompañarte a ti.

Recuerda que a veces somos flores cuidadas con ternura, y a veces tenemos que ser los jardineros también: en la vida de a dos todo es dar y recibir, y sólo ustedes podrán marcar las pautas y los límites de este traspaso constante de actos, de palabras, de conductas y de amor.