Cómo curar y cuidar las heridas en los niños

Heridas en los niños

Los niños son muy inquietos y traviesos, no debe sorprendernos que regresen del colegio o del parque con una herida producida por un raspón o un corte. Por mas pequeños que sean y sin alarmarse, siempre deben ser tratados por el peligro de infectarse. Recuerda que los niños, con o sin heridas, seguirán jugando y allí es donde surgen las infecciones.

Cómo actuar en caso de lastimaduras o heridas

Toda herida común primero debe lavarse con un desinfectante, con agua salada lo más caliente que se pueda (1/2 litro de agua y 4 cucharitas de sal de mesa), o con agua hervida y jabón.

Procura retirar toda la tierra o suciedad presente en la herida, si fuera necesario, ayúdate con gasas o pinzas (las de depilar, previamente desinfectada con un poco de alcohol), para evitar que se presente alguna infección.

Luego, aplica un ungüento antibiótico o antiséptico. Limpia no solo la herida, sino también la piel que la rodea.

No cubras la herida con gasas o curitas, para evitar que se peguen a la herida y para favorecer la ventilación, lo que ayudará en la cicatrización. Sólo será necesario cubrirla en caso que el niño vaya a salir a la calle y así prevenir que se ensucie.

Ten especial cuidado en lavar la herida 3 veces al día y aplicar nuevamente el ungüento antibiótico, y evita, dentro de lo posible, que la herida se moje.

Si siente mucho dolor o está molesto, puedes darle una dosis de ibuprofeno adecuada a su edad y peso.

Los primeros 2 días la herida puede estar hinchada y doler, a los 3 o 4 días pasarán los malestares, y terminará de cicatrizar hacia los 10 días.

Cuándo llevar al niño al médico

Ante cualquier duda que tengas o la aparición de algunos de los siguientes síntomas, lleva inmediatamente al niño a su médico.

 

  • La herida drena pus
  • Alrededor de la cascarita, costra o puntos, se ha presentado un color amarillento o rojizo.
  • La costra aumenta su tamaño.
  • Hacia fuera de la herida han aparecido algunas vetas rojas
  • Al tocar la herida duele demasiado.
  • Al pasar las 48 horas de lastimarse, la herida se hincha y duele.
  • La herida aún no ha terminado de cicatrizarse luego de 10 días.
  • El niño presenta fiebre.

 

Si deseas leer más artículos similares a Cómo curar y cuidar las heridas en los niños, te sugerimos que visites nuestra sección Niños.

Esta nota te fue útil?
14 valoraciones.
El 64% dice que es útil.

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social