Cómo Conseguir Financiación para Viajar

Ideas para Conseguir Financiación para un Viaje

Cuando pensamos en conseguir financiación para viajar, quizás sólo tengamos en mente pedir un crédito en el banco o ahorrar durante muchos años privándonos de muchas cosas. Sin embargo, esto no tiene que ser así, existen decenas de maneras diferentes de costear unas vacaciones. Pero antes de saber cuánto dinero se necesita (aproximado), es vital conocer la ruta, la cantidad de días, los permisos necesarios, qué se desea hacer, dónde dormir, etc.

Es verdad que habrá imponderables en el camino y eso también hay que tenerlo en cuenta al momento de buscar y conseguir financiación para viajar. Lo importante es contar con un respaldo económico, ya sea en la cuenta del banco como en casa (también se lo podemos dejar a un familiar de absoluta confianza).

Ideas para conseguir dinero para viajar. Cómo obtener financiación para un viaje. Tips para conseguir dinero extra para viajar

© Depositphotos.com/jk1991

Imagen 1. Pedir un préstamo bancario o aprovechar una plataforma de crowfunding son buenas ideas para obtener financiación.

Cuando empieces a sumar los gastos que necesitarás para tu viaje, seguro que será muy por encima de lo planeado, aún cuando tu idea es usar la menor cantidad de dinero posible. Pero recuerda que tienes que comer, dormir, moverte de un sitio al otro.

Una buena idea es determinar una suma específica por día para costear las necesidades básicas. Si sobra, podemos guardarlo para otro día en que necesitemos más, o para “darnos un gusto”.

Tips para conseguir dinero para viajar

Ya sabes aproximadamente cuánto gastarás o lo que necesitarás como mínimo para afrontar tu travesía. El siguiente paso es tener el dinero para cumplir tu sueño. Algunos tips para conseguir financiación para viajar son:

Ahorra durante un año: A más tiempo, más ahorro. Pero cuidado, que debes ser muy metódico y comprometido. Ponte una meta de cuánto ahorrar por mes y no usarlo para nada. Ese fondo para las vacaciones debe ser intocable.

Existe una tabla de ahorros muy ingeniosa, que comienza con diez céntimos y termina con 1841 (y la moneda que hayas ahorrado) en un año. ¿Cómo? Duplicando la cantidad de ahorro del día anterior. El primer día, 10 céntimos, el segundo, 20 céntimos, el tercero, 40 céntimos y así sucesivamente.
Otras alternativas para ahorrar dinero son dejar de fumar y colocar el coste de la cajetilla en un frasco de vidrio; dejar de apostar en la lotería; controlar los gastos de los servicios (luz, gas, teléfono); buscar las ofertas en el mercado; ir de copas sólo una vez al mes (o a cenar afuera); preferir el transporte público al coche y comprar sólo ropa cuando sea estrictamente necesario, o aprovechar las ofertas de fin de temporada.

Pide un préstamo en un banco: Quizás tengas las suerte de contar con una tía con mucho dinero o unos padres más que generosos a quiénes acudir para que te costeen la vuelta al mundo. Como seguro no es tu caso, entonces deberás rebuscártelas, y una buena idea es pedir un crédito bancario. Es cierto que los intereses pueden ser bastante elevados, pero a veces es la única opción disponible. Pide un préstamo personal y págalo en tres a cinco o diez años. Recuerda que cuánto mayor sea el plazo, más intereses pagarás. Ten cuidado con los préstamos “rápidos” porque suelen ser mucho más abusivos.

Trabaja durante la estancia: Esta también es una manera de conseguir financiación para viajar, pero in situ. Muchos “trotamundos” intercambian sus trabajos o servicios por cama, comida o techo. Una de las alternativas más frecuentes es ser mesero en un bar o restaurante, o un lavacopas. También puedes aprovechar ciertos trabajos de temporada como la vendimia, Halloween, Navidad, etc. Ser recepcionista en un hostel para atender turistas (quizás debas saber más idiomas), dar clases particulares de español a residentes, ser personal de limpieza en un crucero, vender fotografías o reportajes a publicaciones de turismo, hacer artesanías en la playa, vender comida en la calle, etc.

Busca una plataforma de crowfunding: Esta técnica es muy usada por los que quieren conseguir dinero para un viaje. Simplemente, tienes que subir a una página web específica tu objetivo de recorrer el mundo (o la porción deseada) y esperar a que la gente te de su dinero. Parece muy sencillo, pero a cambio tendrás que ofrecerles algo. Por ejemplo, armar una bandera con los nombres de todos los donantes y llevarla bien visible en tu travesía, enviarles fotografías exclusivas, dejar su nombre en el libro de visitas de un museo famoso, etc. Si la propuesta es llamativa, recibirás dinero para completar lo que te falta.

Paga después de viajar: Existen diferentes opciones para que puedas conseguir financiación para viajar y abonar una vez que regreses si tu viaje no es muy extenso, o bien ir pagándolo mientras vas recorriendo los pueblos, ciudades y países. Una de ellas es escribir un libro con tus experiencias, emociones y hasta consejos para los que quieren seguir la misma ruta que tu, con fotos inéditas tomadas por ti, etc. Lo puedes vender como e-book o con una mínima tirada de unos cientos de ejemplares. La segunda idea es pagar con tarjeta de crédito en varias cuotas e ir pagando por mes.

¿Has tomado nota de todas las alternativas disponibles para conseguir dinero para un viaje? ¿Cuál es la que utilizarás?

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo Conseguir Financiación para Viajar, te sugerimos que visites nuestra sección Viajes y Recreación.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social