Cómo celebrar la primera comunión

Si tu hijo recibirá su primera comunión, es motivo suficiente para celebrarlo como se merece. En esta nota te damos algunos consejos para organizar la fiesta luego de la ceremonia religiosa.

Cómo celebrar la primera comunión

Cómo celebrar la primera comunión

Celebrando la primera comunión

La primera comunión es una celebración social y religiosa que realizan los niños a partir de los siete años. Es habitual que los pequeños no entiendan claramente a qué se debe esta ceremonia, pero siempre están dispuestos a participar por los regalos y por la ilusión de estrenar un traje que, de otra forma, no se pondrían nunca.
Por ello, es importante conseguir una celebración lo más adecuada posible para que siempre recuerden este día con cariño.

Menú para una primera comunión

Antiguamente, las comuniones se solían celebrar por la mañana, y se realizaba una comida en homenaje. En la actualidad, lo más habitual es realizar estas celebraciones por la tarde y, por ello, se suelen preparar meriendas o meriendas-cena.

La forma de realizar la merienda para una primera comunión depende de varios factores. Es habitual que, al tener los amigos de nuestro hijo con la misma edad que él, se realice la comunión el mismo día, por lo que una interesante forma de que puedan estar todos juntos ese día es coordinar una fiesta con los padres.
No obstante, siguen dándose casos en los que los anfitriones organizan las fiestas por separado.

Cómo celebrar la primera comunión
Cómo celebrar la primera comunión

© Depositphotos.com/tarczas

"Lo ideal es realizar la celebración en algún restaurante, ya que lo prepararán y organizarán todo sin que tengamos que tomarnos excesivas molestias."

Lo ideal es realizar la celebración en algún restaurante, ya que lo prepararán y organizarán todo sin que tengamos que tomarnos excesivas molestias. No obstante, es muy habitual que la celebración de una primera comunión se realice en casas particulares, aportando todos los padres una pequeña cantidad y pudiendo ofrecer una reunión social muy agradable, aunque con algo más de trabajo.

No será necesaria una decoración especial en la celebración. Lo ideal en estos casos es realizar una merienda fría a modo de buffet, ya que sentar a tantos niños en una celebración de este tipo va a resultar menos que imposible. Si quieres averiguar algunos consejos básicos sobre las comidas frías, puedes leer nuestro artículo "Cómo organizar una cena fría".

Debido que en la celebración de la primera comunión seguramente habrá adultos, lo normal es que haya bebidas con contenido alcohólico y, al haber tantos niños, debemos tener especial cuidado de tenerlas en una zona no accesible para ellos, ya que podemos tener un disgusto.

Regalos y recuerdos de una primera comunión

Independientemente de los regalos que cada padre o familiar le hace al hijo, es habitual que en una primera comunión se preparen algunas estampillas, o detalles con la foto y fecha de celebración, que serán repartidas a todos los invitados como recuerdo.

"No será necesaria una decoración especial para una primera comunión. Lo ideal en estos casos es realizar una merienda fría a modo de buffet."

El regalo para los niños que reciben su primera comunión puede ser desde motivos religiosos, como biblias (era el regalo que se realizaba anteriormente), o hasta videojuegos y cualquier cosa que pueda gustar a nuestro hijo.

Para ello, lo ideal es preguntar al niño qué es lo que quiere, evitando así gastos inútiles que acaben en un rincón de la casa sin que le presten atención.