Cómo ayudar a tu hijo a recibir un hermanito

Cómo ayudar a tu hijo a recibir a un nuevo bebé

La llegada de un nuevo bebé siempre es una bendición que se celebra con toda la felicidad, en especial por los adultos, que festejan el milagro y la belleza de una nueva vida. Pero cuando eres el bebé mimado de la familia, el pequeño al que todos prestan atención, la llegada de un hermanito puede poner en riesgo todo aquello que tanto te gusta. Por eso, debes ayudar a que tu hijo aprenda a recibir con amor y aceptación a ese nuevo ser.

Integra a tu hijo desde el embarazo

No esperes a traer al bebé desde el hospital o a tener el vientre a punto de estallar para comenzar con los preparativos. Ni bien sepas de tu embarazo, cuéntale a tu hijo que llevas un bebé en tu vientre, que será su hermanito o hermanita, que podrán jugar juntos y ser amigos de por vida. Integra a tu hijo en el embarazo, permitiéndole ver cómo va creciendo tu vientre, sintiendo los movimientos del bebé cuando llegue el momento, ayudando a escoger el nombre de su hermano y hasta redecorando la habitación según sus consejos.

Trata de evitar los celos ante la llegada del bebé

La llegada de un recién nacido trae regalos para la madre y para el pequeño bebé, y esto suele provocar muchos celos en el hermano mayor. Pide a los abuelos, tíos y a los allegados que se abstengan de traer el regalo si lo consideras apropiado, o mejor aún: pide que traigan también un pequeño presente para tu hijo mayor. Si sus edades son cercanas, puede tratarse del mismo presente para ambos, como dos animales de felpa similares o ropa. Se trata de evitar que tu hijo perciba una diferencia de atención en estos objetos, algo muy habitual en estos casos.

Cómo tratar a tu hijo cuando llega el hermanito

Permite que tu hijo mayor comparta con su hermano recién nacido, enseñándole que se debe tocar las manos, piernas o vientre de su hermano y no su rostro o cabeza, por seguridad. Enséñale a acariciarlo con cuidado, y permite que compartan juntos desde el primer día. Luego, recuerda hacer tiempo para pasarlo a solas con tu hijo mayor todos los días, para evitar que te extrañe y que sienta que su hermano ha sido impuesto, impidiendo compartir con sus padres.

Intégralo en las tareas de cuidado del bebé. Deja que esté presente en la hora del baño, de cambiar los pañales o cualquier otro ritual hogareño que tengas. Esto lo convertirá en tu pequeño aliado y asistente, se sentirá útil e integrado, y comenzará a comprender el cuidado que habrá de tener con su pequeño hermano de por vida.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo ayudar a tu hijo a recibir un hermanito, te sugerimos que visites nuestra sección Niños.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social