Cómo armar un kit de emergencias

¿Cómo debe ser un kit de emergencias?

Ya que hemos aprendido a actuar en casos de incendios, accidentes, emergencias climáticas y ambientales y situaciones de riesgo de varios tipos, es hora de determinar la correcta composición de un kit de emergencia, para tener siempre a mano.

El kit de emergencias es un bolso de pequeñas dimensiones, que ha de ser de utilidad en estos casos de especiales. Procura que se trate de un bolso liviano, con tiras que permitan colgártelo a la espalda, para así tener ambas manos libres y poder actuar con soltura. Las mochilas son lo más adecuado. Procura, también que se trate de un contenedor de buena calidad, resistente a rozaduras, con costuras resistentes, y con buena capacidad interna, así también como con bolsillos exteriores de fácil acceso.

¿Qué debe contener un kit de emergencias?

El kit de emergencias debe contener agua embotellada y alimentos energéticos o de alto contenido calórico (como chocolates y barras de cereal) que posean larga duración en su vencimiento. También debe contener elementos de emergencia para la atención primaria de la salud (vendajes, gasas, elementos estériles, analgésicos, antihistamínicos, alcohol, banditas y los que consideres necesario, considerando características especiales o enfermedades de los miembros de la familia). Otros elementos de higiene y salud que puedes contener en tu kit de emergencias son alcohol en gel o sanitizante, toallitas antibacteriales y apósitos femeninos (que también pueden ser usados para contener hemorragias por heridas).

También es buena idea contar con una linterna a baterías, y baterías extra. En lo posible, cuenta con una radio pequeña en tu kit de emergencias, para estar al tanto de las novedades. También debes contar con un cuchillo afilado y/o con tijeras. Los guantes de látex (guantes de cirugía) no ocupan lugar, y pueden ser de utilidad.

Asegúrate de contar con algún abrigo, como una manta, útil para más de una persona. Dependiendo de la zona y de la composición familiar, agrega una manta aislante en tu kit de emergencias. En lo que respecta a herramientas, es buena idea contar con destornilladores y una pinza al menos. Recuerda cargar un repelente contra insectos.

Finalmente, puedes complementar tu kit de emergencias con algunos accesorios más. Puedes llevar un extra de papel sanitario o papel tissue, un costurero de emergencias (aguja, hilo, hilo de tanza y algunos alfileres de gancho o trabas de cierre), y hasta un juego de naipes o algún elemento que permita crear distracción y entretenimiento (en especial para los niños) luego de la catástrofe o el evento.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista digital gratuita con consejos e ideas para estas Fiestas. Encontrarás recetas, manualidades, trucos de decoración y muchos tips más.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo armar un kit de emergencias, te sugerimos que visites nuestra sección Seguridad.

Esta nota te fue útil?
15 valoraciones.
El 87% dice que es útil.

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social