Centros de Mesa con Botellas de Salsa

Botellas de Salsa para hacer un Centro de Mesa

Hacer centros de mesa con botellas de salsa recicladas es una genial manera de ambientar una cena especial. De altura intermedia, boca bien ancha y vidrio incoloro, podrás convertirlas casi sin esfuerzo en candeleros, floreros, o solamente lucirlas con agua de colores, dejándola a la vista.

Aquí te contamos cómo prepararlas y ponerlas en circulación nuevamente, con propuestas entretenidas y casi libres de costos.

Cómo preparar las botellas para decorar

Enjuaga muy bien el interior de la botella, colocando un poco de agua con detergente, la mano cubriendo la boca, y agitando fuertemente para retirar los restos de la salsa.

Luego, llénala con agua bien caliente, colócala al centro de un bol alto, una jarra, ollita o lo que sea más adecuado, y llénala también con agua caliente, asegurándote de que el nivel de líquido sobrepase la etiqueta, cubriéndola. Déjala allí hasta que el agua se enfríe y la etiqueta se desprenda completamente, sin dejar rastros del papel o del adhesivo en el vidrio.

5 centros de mesa hechos con botellas de salsa. Tips para hacer centros de mesa usando botellas de salsa. Ideas para crear centros de mesa

© Depositphotos.com/Yganko

Imagen 1. De altura intermedia, boca bien ancha y vidrio incoloro, las botellitas de salsa se convierten fácilmente en objetos decorativos.

Una vez que suceda, lava la botella con agua caliente y déjala secar a la perfección; si trabajas en serie, en cuestión de 45 a 60 minutos tendrás una gran cantidad de botellas listas para hacer tus manualidades.

5 ideas para hacer un centro de mesa con botellas de salsa

1. Si tienes una o hasta tres botellas, haz un centro de mesa lineal, disponiéndolas al centro agrupadas o en fila. Haz un lazo con una cinta de ras translúcido de un color que combine con el de la vajilla o el mantel, y coloca en cada botella una flor de tallo largo y de tamaño considerable.

2. Una idea similar a la anterior es colocarles dentro gel hídrico (el que se usa en los floreros, que se hidrata y luce como perlas, cubos o flores de colores), o incluso agua de distintos tonos hecha con colorante vegetal. Así obtendrás un líquido de tonos vivos, bien translúcido (a diferencia de la opacidad que le daría colorearla con acrílico, temperas u otras pinturas), y te permitirá poner varas o flores ya que no es tóxico.

3. Si tienes cuatro, seis u ocho botellitas, haz un centro de mesa agrupado. Colócalas formando un cuadrado o un rectángulo (unas junto a las otras), y únelas con varias vueltas de rafia, hilo sisal, soga marinera o también cinta de raso ancha. Coloca una base de agua en cada recipiente, llegando a donde esté la cinta o el hilado para disimular el nivel, y luce una flor alegre y de tamaño pequeño a mediano en cada botella.

4. Si tienes botellas de salsa pequeñas (las de tamaño individual, por ejemplo, o las de refrescos) coloca unas flores pequeñas en cada una y pon junto a las copas de cada comensal, acompañando con un cartelito que indique su nombre (para determinar las posiciones en la mesa), o una nota de palabras de agradecimiento para recibir a cada uno en la mesa.

5. Si quieres lucir varas, ramas o flores de tallo muy largo y necesitas que se mantengan bien verticales, no botes las tapas corona de las botellas. Perfóralas al centro con un clavo grueso, abre con pinzas para hacer una perforación del tamaño de la vara, y coloca la flor dentro de la botella (ya con agua), fijando la tapa en su sitio: se mantendrán en perfecta línea vertical, y le darás un detalle original a la mesa.

Con estas ideas para hacer centros de mesa con botellas de salsa tendrás una decoración personalizada en cantidad y colores. ¡Nada se desperdicia cuando ponemos en acción nuestra creatividad!

Si deseas leer más artículos similares a Centros de Mesa con Botellas de Salsa, te sugerimos que visites nuestra sección Decoración.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social