Cómo bajar la presión alta

Los episodios de hipertensión requieren de suma atención. Puedes complementar los consejos médicos con estos hábitos naturales para bajar la presión alta.

Cómo bajar la presión alta

¿Qué es la hipertensión?

La alta presión arterial, también conocida como hipertensión, es una de las condiciones más habituales en nuestras sociedades. La mala alimentación, la falta de ejercicio, el estrés, el ritmo de vida y también actividades ociosas como el fumar y el sedentarismo, son los pilares donde reposa esta condición.

Cómo bajar la presión alta
Cómo bajar la presión alta

© Depositphotos.com/tsalko

La hipertensión se instala en nuestras vidas y nos obliga a seguir una medicación diaria y permanente para no caer víctimas de esta peligrosa condición. Sin tratar, puede ser bastante peligrosa para nuestro organismo, y venir acompañada de lo que se denomina como "pico de presión", que es una suba repentina de la tensión arterial que provoca un cuadro sintomatológico particular, y también de episodios cardíacos y cardiovasculares.

Hierbas y especias contra la hipertensión

Aunque la hipertensión debe ser acompañada con la medicación que recomiende tu médico de cabecera, la homeopatía y la fitoterapia son dos de las soluciones más habituales para convivir y eliminar la hipertensión.

Las hierbas y especias que se utilizan son fáciles de conseguir, y sencillas de aprovechar. Entre ellas, encontramos la cola de caballo, que ayuda a evitar la retención de líquidos y a eliminar el sodio del organismo.

El olivo y el alcanfor son otros grandes aliados contra la presión arterial alta, al igual que el ajo, un verdadero milagro para la salud y el bienestar, pues ayuda a depurar la sangre, a desintoxicar al cuerpo y, al igual que la cebolla, dan un sabor especial a las comidas, restando la necesidad de agregar sal o condimentos.

Dieta DASH para bajar la presión alta

Una de las maneras de combatir la hipertensión es mediante lo que en la jerga médica se conoce como "dieta DASH", que son las siglas inglesas que denominan los "Dietary Approaches to Stop Hipertension", o "abordaje dietario para detener la hipertensión". Esta dieta tiene ciertos puntos clave a seguir:

  • Evitar o reducir al mínimo indispensable el consumo de carnes rojas, grasas (en especial: saturadas), lácteos enteros, golosinas, azúcares y bebidas carbonatadas o refrescos
  • Evitar el uso de sal en las comidas, en especial de la sal yodada
  • Consumir alimentos altos en fibras, incluyendo cinco a seis porciones diarias de frutas y vegetales
  • Evitar los condimentos de vinagretas y aceites de mezcla, así como aderezos, salsas y otros con altos contenidos de sodio, minerales, grasas y azúcares

"La homeopatía y la fitoterapia son dos de las soluciones más habituales para convivir y eliminar la hipertensión."

'

Una de las maneras de combatir la hipertensión es mediante lo que en la jerga médica se conoce como "dieta DASH".

Es decir, desde el punto de vista contrario, la dieta DASH recomienda consumir carnes blancas o rojas magras, frutas, vegetales, frutos secos, y condimentar con zumo de limón y aceite de oliva, sal marina, especias y hierbas, y beber agua e infusiones descafeinadas.