Cómo Ayudar a Alguien con Depresión

Tips para Ayudar a una Persona Depresiva

No es extraño que en algún momento necesites algunos consejos para ayudar a alguien con depresión, ya que según la OMS (Organización Mundial de la Salud), este trastorno mental es muy frecuente y afecta aproximadamente a 350 millones de personas en el mundo.

Quienes sufren de depresión necesitan de todo el apoyo de sus seres queridos. Es importante que siempre le ofrezcas tu presencia, pero no significa que debas imponerte ni tomar decisiones por él o ella. Además, deberán seguir un tratamiento profesional, ya sea psicológico o psiquiátrico; si quieres ayudar, debes hablar abiertamente acerca de esta necesidad, pero lo que no puedes hacer bajo ningún concepto es pedir una cita médica sin su consentimiento.

Uno de los síntomas de la depresión es presentar la autoestima muy baja, por lo que la persona necesita entender que es responsable de su vida y deberá ganar autonomía, si tú tomas las decisiones, si le impones tu presencia o si eres autoritario como si se tratara de un niño pequeño, el paciente perderá independencia y no resultará favorable.

Claves para ayudar a una persona con depresión. Tips para acompañar a una persona depresiva. Como acompañar a alguien con depresión
Imagen 1. Para ayudar a una persona depresiva es imprescindible que tú te mantengas en equilibrio, para no acabar con un estado anímico similar al enfermo.

Evitar los cambios bruscos

El tratamiento de la depresión debe ser multidisciplinar y su duración es larga, más aún cuando se ha hecho crónica. Por ello, es importante que ayudes en la realización de cambios pequeños y progresivos, ya que no podrá cambiar su estilo de vida de un día para otro, ni dejar atrás sus problemas por una simple excursión al aire libre, o sólo porque tú le propongas un cambio global. Es más, esto entraña un grave peligro; si le propones un cambio brusco quizás no pueda lograr este reto, se sentirá frustrado y fracasado, agravando con ello toda su sintomatología.

Los cambios deben ser progresivos. Por ejemplo, una de las prácticas que más benefician es el ejercicio físico al aire libre. Si la persona no sale de casa no puedes proponerle realizar ejercicio físico diariamente. Por el contrario, debes ofrecerle esta posibilidad y esperar que la acepte por su propio interés y no por tu insistencia; cuando esté de acuerdo en salir a pasear contigo, ella misma podrá experimentar este efecto beneficioso, y progresivamente normalizará la práctica.

No hagas tuya la depresión

Cuando se acompaña a alguien con esta enfermedad uno de los errores más comunes es no cuidarse a uno mismo y acabar cargando sobre la propia espalda los problemas que verdaderamente le pertenecen a la otra persona. Para ayudar a una persona depresiva es imprescindible que tú te mantengas en equilibrio, ya que de lo contrario acabarás con un estado anímico similar al enfermo, y desde esa situación será imposible que le brindes ayuda.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo Ayudar a Alguien con Depresión, te sugerimos que visites nuestra sección Salud Mental.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social