Cómo Aplicar la Técnica EMDR

¿Qué es la Técnica EMDR?

Antes de explicar cómo aplicar la técnica EMDR, (des-sensibilización y reprocesamiento por movimientos oculares, EMDR por sus siglas en inglés), debemos decir que es una terapia mayormente usada para el tratamiento de fobias y traumas, aunque también podrás aprovecharla en muchísimas otras situaciones de tu vida.

Se trata de un mecanismo de acción que, mediante el movimiento ocular, se intenta hacer un desapego emocional de un problema particular, para procesarlo de un modo distinto y reducir o eliminar el impacto psicológico negativo.

La técnica EMDR fue creada en 1987 por la Doctora Francine Shapiro, y es un abordaje complejo para reprogramar la manera en la que una persona asimila determinada situación. Además de movimientos oculares, la técnica puede involucrar otros estímulos, como suaves golpes o sonidos que estimulan los hemisferios cerebrales de manera independiente. De esta manera, el cerebro se disocia de una sola manera de interpretar una situación, para reducir el impacto y, como suele decirse en la jerga, “restarle poder”.

Beneficios de la tecnica emdr. Usos y aplicaciones de la tecnica emdr. Cómo superar miedos con la tecnica emdr.

© Depositphotos.com/Syda_Productions

Imagen 1. La técnica EMDR se aplica en el tratamiento de fobias, trastornos, dependencias y más

¿Para qué sirve la Técnica EMDR?

En la aplicación, la técnica utiliza estímulos bilaterales para reducir los impactos negativos ante situaciones o pensamientos perturbadores, y ha sido ampliamente aprovechada para el tratamiento de estrés post traumático, fobias, y conflictos del pasado o recientes, tales como duelos, dolores crónicos, trastornos de pánico o de ansiedad, abuso de sustancias, dependencias, tabaquismo y otras.

La manera en la que puedes aprovechar la técnica EMDR en tu vida es, por ejemplo, para minimizar el miedo, los nervios y los pensamientos angustiosos, y podrás aplicarla en cualquier momento y lugar muy fácilmente. No se necesita de equipamiento ni de ciencias avanzadas para disfrutar de sus beneficios: sólo necesitas mover tus ojos.

Cómo aplicar la técnica EMDR en tu vida cotidiana

Supongamos que hace años tuviste un grave accidente en el coche, que te ha dejado sensible a eventos similares. Hoy vas caminando por la calle y presencias una colisión, lo que inmediatamente desencadena en tu mente pensamientos negativos, nerviosismo, entre otros. O también, supongamos que tienes temor a las arañas, y que acabas de ver una bastante grande en el jardín, sólo para que la fobia se apodere de tus pensamientos y tome el control de tu cuerpo.

En situaciones como estas puedes aplicar la técnica EMDR. Sólo necesitas mover los ojos en abanico, en círculos, de lado a lado. Puedes reemplazar o acompañar por otros gestos, como tararear, chasquear los dedos, dar golpecitos suaves en tu pierna con las puntas de los dedos. Al hacer estas mecánicas físicas obligas a tu cerebro a ponerse en funcionamiento (para dar las órdenes que permitan estos movimientos), lo que separa los procesos de fobia y de acción, reduciendo las emociones negativas. Eventualmente, la parte de tu cerebro que hace los movimientos superará a la que está paralizada en fobias.

No sólo ante el temor podrás aprovechar la técnica EMDR. Si estás sumido en un asunto y tu mente parece negarse a pensar en otra, sólo prueba mover tus ojos de lado a lado. Al hacerlo interrumpes los pensamientos que te estaban atrapando, y tu mente quedará lista para dedicarse a la nueva tarea.

¿Necesitas dejar atrás un mal recuerdo de tu pasado? Supongamos que acabas de romper con tu pareja, de discutir fuertemente con tu hermano, de tener una riña por teléfono con el encargado de atención de los servicios. Te sientes lleno de ira, de frustración, pero necesitas seguir adelante con tu vida. Mientras piensas en ello, sólo mueve tus ojos, “tapea” tus dedos tamborileando sobre la mesa, o da golpecitos con tu pie en el piso. Hacer estas acciones mecánicamente te permitirá disociar tu mente, separar los procesos en los hemisferios de tu cerebro, y quitará el protagonismo a eso que estaba invadiendo toda tu cognición.

Si bien la técnica es algo controversial entre la comunidad científica (muchos detractores afirman que no hay evidencia científica que respalde esta disociación de los hemisferios cerebrales mediante estímulos físicos), lo cierto es que cada día más personas aprovechan sus beneficios.

Consulta siempre a un profesional de la salud mental si tienes dependencias, trastornos o episodios específicos, y paralelamente al tratamiento, puedes aplicar esta simple técnica EMDR para separar los procesos mentales en tu vida diaria, aumentar tu concentración, o lograr dejar atrás el pasado en tus pensamientos.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo Aplicar la Técnica EMDR, te sugerimos que visites nuestra sección Salud Mental.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social