Cómo aplicar la base y las luces de maquillaje

¿Para qué sirve la base de maquillaje?

Las bases de maquillaje permiten lograr una piel homogénea, integrada y bien pareja, dejando la tez lista para lucir el maquillaje de la mejor manera posible. Y una buena base de maquillaje, bien aplicada, no sólo logra una superficie de color uniforme: también luce puntos de luz y de sombra, que logran resaltar y destacar partes de nuestro rostro de manera magistral.

Cómo usar la base para maquillarte

Para colocarte una base de maquillajes de la mejor manera, luciendo de maravillas, el primer consejo es que siempre utilices productos de buena calidad. Adquirir maquillajes tan sólo analizando el precio puede permitirte ahorrar unas monedas, pero estarías poniendo tu piel en riesgo de secarse, mancharse, quedar expuesta a la formación de impurezas y de sufrir alergias. Siempre elige maquillajes de buena calidad, hipoalergénicos, y que exhiban los sellos de control dermatológico.

Imagen 1.

Limpia la piel con agua cálida y loción o leche de limpieza. Seca bien, y permítele reposar un momento. A continuación, hidrata con una crema de base hidratante para rostro. Asegúrate de que se absorba bien, dejando la piel hidratada pero sin quedar oleosa. Ahora sí, ya puedes aplicar la base del maquillaje.

Hay quienes optan por colocar los correctores, concealers y productos especiales antes. Te recomendamos aplicar primero la base de maquillaje, fluida y del mismo tono que tu piel (o de un tono más claro, pero nunca más oscuro) y luego aplicar correctores u otros, pues la base sola puede ser suficiente para disimular estas manchas e imperfecciones.

Asegúrate de aplicar la base de maquillaje con un cisne (esponja compacta) o con las yemas de tus dedos, dando movimientos circulares suaves. Cubre toda tu piel, incluyendo la papada, la línea de la mandíbula, las sienes, las orejas y el cuello. Repasa toda la superficie de tu rostro, y deja que la base se asiente sobre tu piel. Ahora, ya puedes dar tus puntos de luz al rostro.

Cómo usar el iluminador

Al iluminador puedes adquirirlo en polvo o en barra (tipo lápiz). Si luego de la base has aplicado polvos compactos, te recomendamos usar también un iluminador en polvo, aplicado y difuminado con brocha. Si, en cambio, sólo llevarás la base fluida, te recomendamos usar un iluminador en barra, difuminándolo con cisne o con las yemas de los dedos.

Hay puntos específicos donde debes aplicar el iluminador. Recuerda que no se trata de un polvo compacto, ni de un corrector. Es un producto que da luz al rostro, por lo que su aplicación suele ser uniforme para cualquier rostro. Y esto no es casualidad: son los puntos que quedan iluminados en los rostros más simétricos y armónicos. Por ello, el iluminador te ayudará a aparentar un rostro mucho más atractivo.

Aplica un punto de iluminador (luego difumínalo apenas) al centro de la frente, otro entre las cejas, uno al centro de cada ceja (apenas por debajo la línea del pelo, en el arco) uno en cada sien, un punto de luz junto al lagrimal de cada ojo, un punto de luz en cada aleta de las fosas nasales, uno en cada pómulo, a la altura deseada, uno en cada comisura lateral de la boca, y uno más en la barbilla (ver imagen adjunta). Estos puntos de luz modificarán por completo tu maquillaje, y te harán ver mucho más atractiva en un simple paso.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo aplicar la base y las luces de maquillaje, te sugerimos que visites nuestra sección Maquillaje.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social