Cómo aplicar el rubor correctamente

Como elegir y aplicar correctamente el rubor

El rubor es un elemento muy importante en nuestra rutina de maquillaje. Con su ayuda podemos resaltar las formas y líneas de nuestro rostro, y logramos también obtener una apariencia más saludable, vital, bronceada y hasta rejuvenecida. Por ello, es muy importante que aprendamos a aplicarlo correctamente, tanto en el maquillaje diurno como en el efecto dramático nocturno.

Que tono de rubor elegir

El rubor debe combinar con el tono natural de la piel, al igual que la base de maquillaje. No debemos usar colores que se diferencien demasiado de nuestro color natural, ya que esto sólo nos llevaría a obtener una apariencia poco natural. Un truco para seleccionar el color correcto es pararnos frente al muestrario de rubores y apretar fuertemente uno de nuestros puños por unos segundos. Luego, abrimos la mano con la palma hacia arriba y la acercamos a los colores de muestra. Esto nos permitirá elegir el más adecuado a nuestro tono natural, según sus parecidos.

Con que aplicar el rubor

Respecto de la aplicación del rubor, debemos hacerlo siempre con la brocha correcta: debe ser suave, suelta y de la dimensión apropiada, para lograr un difuminado de los contornos del rubor, evitando que queden círculos definidos o líneas demasiado rígidas. Esta brocha debe estar limpia y seca, y en lo posible la conservaremos cubierta con papel tissue para evitar que acumule polvo u otras suciedades.

Como aplicar el rubor

Para aplicar el rubor, comenzamos desde el frente de la oreja y hacia la nariz, por sobre los pómulos. Para definir correctamente el área, nos paramos frente al espejo y lucimos una gran sonrisa: esto hará que los pómulos se levanten e inflen, delimitándolos a la perfección.

Para afinar rostros demasiado angulosos, aplicaremos rubor de sombra (tono más oscuro) en la línea de la quijada. Para rostros ovalados, podemos aplicar rubor oscuro sobre el mentón y la parte superior de la frente. También se pueden disimular prominencias, como una nariz amplia, aplicando rubor oscuro a sus costados. Éste debe ser del mismo tono de la piel y un poco más oscuro del que aplicamos en los pómulos.

También podemos utilizar los rubores en crema, que aportan brillo y calidez a los rostros. Los aplicamos con un cisne o esponja, haciendo movimientos circulares, asegurándonos de difuminar bien los contornos.

Siempre se debe usar poca cantidad: es mejor aplicar segundas capas para acentuar el color, que lucir un rubor poco natural y demasiado marcado.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista digital gratuita con consejos e ideas para estas Fiestas. Encontrarás recetas, manualidades, trucos de decoración y muchos tips más.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo aplicar el rubor correctamente, te sugerimos que visites nuestra sección Maquillaje.

Esta nota te fue útil?
6 valoraciones.
El 83% dice que es útil.

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social