Cómo Alimentarse durante el Embarazo

¿Cómo debe ser la alimentación en el embarazo?

El embarazo es una etapa muy especial en la vida de la mujer, y no obstante, requiere de muchos cuidados si quieres que tu futuro niño o niña salga lo más saludable posible. Y es que, al estar embarazada, tu dieta no debe ser la misma que la que seguías antes.

Piensa que durante el estado de gestación debes alimentar a dos personas: a ti y al feto. Por eso, se recomienda aumentar las calorías ingeridas, siendo así que el primer trimestre deberías tomar 150 calorías extras al día, mientras que para el resto del embarazo tu dieta se debe incrementar en 350 calorías más, también diarias.

Pero ojo, que para lograr esas calorías de más no vale con ingerir cualquier cosa, como por ejemplo lípidos o grasas saturadas que no aportarán nada bueno al embarazo, así que sigue leyendo para ver cómo debe ser tu dieta si estás embarazada.

Componentes de la dieta durante el embarazo

Por un lado tenemos a las proteínas, que como sabemos, son indispensables para garantizar el desarrollo del futuro bebé, y es por eso que deberías aumentar su consumo en forma de productos lácteos (si tienes problemas de peso puede ser leche desnatada o descremada, no hay problema en eso), cereales, como los copos de avena; o carnes, preferentemente magras, como las del pollo o el pavo. Determinadas legumbres también proporcionan una interesante fuente de proteínas vegetales, como las lentejas.

En cuanto a las grasas y lípidos, se deben evitar en la medida de lo posible las saturadas, que son las que no proporcionan beneficio alguno, y en cambio, es mejor incrementar las grasas saludables o no saturadas, como los lípidos vegetales del aceite de oliva virgen extra o pescado azul, rico en omega-3, como el atún, la sardina y el salmón.

El último componente son los hidratos de carbono, que son el nutriente que da la "gasolina" que necesita el cuerpo para funcionar. No obstante, en tu dieta de embarazo no necesitas aumentar demasiado su consumo, de lo contrario se puede producir una situación de hiperglucemia (más glúcidos en sangre de los deseados), que puede complicar la gestación.

Así, debes comer por un lado carbohidratos simples, que el cuerpo transforma en energía inmediatamente, y que encuentras en las frutas y verduras, y por el otro carbohidratos complejos, como el pan integral, el pan blanco, los cereales (una vez más recomendada la avena) o el arroz. Este último tipo es el que también se utiliza como energía, pero previamente se almacena en el cuerpo a modo de reserva.

¿Cuántas comidas ingerir durante el embarazo?

Esto no cambia respecto a la dieta normal, dado que se aconseja que sean cinco las comidas a realizar a diario por la embarazada, distribuyendo las calorías entre un 20% para el desayuno, un 30% para la comida, otro 30% en la cena, y un 10% respectivamente en el almuerzo y la merienda.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista digital gratuita con consejos e ideas para estas Fiestas. Encontrarás recetas, manualidades, trucos de decoración y muchos tips más.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo Alimentarse durante el Embarazo, te sugerimos que visites nuestra sección Embarazo y maternidad.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social