Ahorrar en el cableado y el sistema eléctrico

El ahorro doméstico no sólo se trata de gastar menos en la compra de nuevos insumos y elementos, sino también en el adecuado mantenimiento de los recursos actualmente disponibles, a fines de evitar reparaciones o compras posteriores. Y en lo que respecta al sistema eléctrico, este mantenimiento es casi una tarea vital, puesto que las fallas en el sistema eléctrico no sólo significarían gastos en su arreglo y reparación, sino también en la de los electrodomésticos y aparatos que alimentan, y también podrían llevar a accidentes, con consecuencias por mucho peores.

Mantenimiento del sistema eléctrico

Para ahorrar en gastos de reparación y evitar accidentes, debemos aprender a dar un adecuado uso y mantenimiento del sistema eléctrico.

Si vives en una nueva casa, prueba encender todas las luces (sólo las luces, sin artefactos de alto consumo) y dar corte general. Luego, enciende uno a uno los interruptores de entrada, para señalar en un mapa o en un plano cuáles son los circuitos eléctricos del hogar.

Así, podrás colocar los artefactos de mayor consumo separándolos en líneas, a fines de evitar una saturación de uso. Por ejemplo, coloca la heladera en un carril, el lavarropas en otro, y así.

Revisa el sistema eléctrico al menos una vez al año, contratando los servicios de un personal capacitado. También haz una revisión luego de fuertes nevadas, tormentas o tempestades de cualquier tipo, para corroborar que no haya daños en el sistema eléctrico, previniendo accidentes. No intentes hacerlo por tu cuenta, ya que podrías ponerte a riesgo.

Antes de realizar cualquier reparación eléctrica, desconecta la alimentación eléctrica del hogar, desde el corte general. De este modo evitarás cualquier inconveniente que pudiera ocurrir en el sistema, minimizando el riesgo de necesitar refacciones o cambios en el sistema de cableado y eléctrico del hogar.

Uso correcto de los electrodomésticos

Procura evitar conectar varios artefactos al mismo tomacorrientes, ya que podrías forzar la línea y causar un cortocircuito. Si se trata de elementos de consumo bajo o moderado (por ejemplo un aparato de música, un velador y un ventilador de pie) puedes usar la misma toma eléctrica, con la precaución de usar una zapatilla multitoma con corte de seguridad. Esto permitirá una circulación adecuada de la electricidad, y te mantendrá protegido en caso de accidentes, cortando la alimentación de esos aparatos en caso de necesidad.

Evita también el gasto extra de los artefactos hogareños. Ello significa desenchufar cargadores de pilas y baterías cuando están en desuso, como así también artefactos con pantallas o indicadores de LED, ya que estos mantienen un mínimo uso de electricidad. De este modo, podrás dirigir toda la corriente sólo a los aparatos que estén en funcionamiento, sin gastar de más y sin forzar las líneas.

También aprovecha los aparatos que estén encendidos, para no cargar de más las líneas. Usa tu computador o tu cinema system para ver la TV, escuchar la radio, ver películas y demás en lugar de tener varios aparatos conectados.

GRATIS!

CHP Magazine

ESPECIAL
NAVIDAD

Revista Digital

Te invitamos a descargar nuestra revista con consejos e ideas para crear una Navidad mágica, en familia y con amigos, llena momentos inolvidables.

Si deseas leer más artículos similares a Cómo ahorrar en el uso y mantenimiento del sistema eléctrico, te sugerimos que visites nuestra sección Ahorro y Economía en el Hogar.

Esta nota te fue útil?

Si te gustó compártelo o publícalo en tu red social