20 Manualidades con Corchos

¿Quieres saber qué hacer con corchos, para aprovechar este versátil material en tu hogar o en obsequios hechos en casa? Entra a esta nota y aprende 20 grandiosas ideas.

20 Manualidades con Corchos

¿Qué hacer con Corchos?

Te enseñamos algunas de nuestras ideas favoritas para hacer manualidades con corchos en lugar de simplemente botarlos a la basura. Ya sean naturales o sintéticos, estos pequeños tapones de botellas tienen muchísimos usos posibles; son resistentes a las altas y a las bajas temperaturas, son aislantes geniales y puedes cortarlos y adherirlos fácilmente.

Qué hacer con corchos de botellas? Ideas para hacer con corchos. Cómo aprovechar los corchos usados? tips para crear manualidades con corchos
Aprende 20 manualidades con corchos para darle a tu hogar un aspecto inigualable, o incluso crear obsequios originales.

© Depositphotos.com/elenathewise

Prepara los corchos

Cualquiera sea el material del corcho (natural o sintético), lávalo para quitarle los residuos de la bebida, deja secar al aire, y ponlos en una caja o una bolsa hasta que tengas suficientes para hacer estas manualidades.

Para cortarlos puedes usar un simple cuchillo con serrucho de la cocina, o uno para el pan. Otra opción es usar sierras pequeñas, sierras corta caños o corta-PVC, y también cúters o trinchetas si sólo tuvieras eso. Para perforarlos, usa un taladro con una broca del tamaño adecuado.

Para adherir los corchos, usa adhesivo universal incoloro, es lo más eficiente, o también adhesivo instantáneo para la construcción, silicona caliente, cola blanca y hasta engrudo casero bien espeso, dependiendo del acabado que busques.

Por último, puedes pintar los corchos con colorante vegetal gastronómico, acrílicos, pinturas látex y esmaltes sintéticos, incluyendo barnices para uñas, y usando los adhesivos mencionados se puede agregar abalorios, canutillos, glitter, o virtualmente lo que quieras.

20 ideas para hacer con corchos

Estas son algunas de nuestras ideas favoritas para crear manualidades con corchos:

1. Alfombras: Los corchos resisten muy bien al agua y serán geniales para crear una moqueta para la salida de la ducha, o una alfombrilla para la entrada al porche en los meses de lluvia. Ponlos sobre una rejilla con una bandeja colectora (para el exterior) o adhiérelos uno junto al otro y luego sobre un trozo de tela impermeable o sintética, para colocar en la salida del baño. Si temes que el adhesivo no resista el tránsito, taladra al centro de cada corcho usando una broca pequeñita, y enhebra con hilo sintético o sedal de pesca.

2. Contenedores: Dale a tus floreros, centros de mesa, cestos de pan o a lo que quieras un aspecto único, adhiriendo a los lados corchos cortados en dos a lo largo. ¡Se verá de lujo!

3. Drenaje: Para estimular el drenaje de las plantas en maceta, agrega piedras a la base, debajo de la tierra, o también pon algunos corchos (mejor si son sintéticos), para ayudar a eliminar el exceso de agua y, a la vez, regular la temperatura de la parte inferior de la maceta.

4. Freno anti golpes: Los corchos son ideales para evitar los golpes en puertas y ventanas. Bastará con poner uno entero o recortado en el marco de una puerta o de una ventana para evitar que se cierre del todo, y también cortar finas rebanadas para colocar en los lados de las puertas corredizas (como de los roperos y ventanas), de modo de evitar que hagan ruido al cerrar.

5. Líneas de pesca: ¿Llegó esa hora en la que no ves demasiado, y quieres identificar dónde están tus anzuelos?. Calcula un metro de sedal desde el anzuelo, y átalo en torno a un corcho. El tapón quedará flotando,  mientras tu anzuelo penderá hacia abajo.

6. Mantillo: Si tienes suficientes corchos, colócalos de pie uno junto al otro sobre la tierra de tus macetas, para hacer un mantillo que proteja tus plantas de la helada. Si no tienes suficientes, corta cada corcho en dos o tres partes.

7. Para tus auriculares: Los audífonos del móvil se enredan fácilmente. Haz dos cortes en cada extremo de un tapón de corcho, y encastra en uno los terminales de los auriculares, envuelve el cable en torno al corcho, y encastra en la otra hendidura el terminal de conexión.

8. Para tus herramientas de calor: Los pirograbadores, las soldadoras de estaño y algunos más pueden quemar tus manos al trabajar. Para evitarlo, corta uno o más corchos en dos piezas a lo largo y colócalas en torno a la zona de agarre, sujetando con alambres recubiertos o con cinta de pintor (de papel). Esta idea también puede ser útil para complementar los mangos de las herramientas que hubieran tenido desperfectos, facilitando su uso.

9. Pie de lámpara: ¿Tienes una lámpara cuyo pie no es más que un tubo?. Taladra un hoyo pasante al centro de varios corchos, e inserta el caño por las perforaciones para hacer un pie de lámpara inigualable.

10. Posafuentes: Protege tu mesa de las fuentes calientes uniendo nuestro material estrella unos junto a los otros, en el diseño que quieras. Adhiérelos sobre una plancha de corcho, de fieltro o de madera, si quieres, y no tendrás problema alguno para llevar fuentes y platos calientes a la mesa.

11. Posavasos: Siguiendo la técnica anterior, corta varias piezas más pequeñas para crear originales posavasos. Adhiere los corchos sobre un fieltro grueso para que capture las gotas de las bebidas frías, y para aislar las tazas de las bebidas calientes.

12. Protector de ángulos: El borde de la mesa de café, de un mueble o de lo que sea puede ser peligroso. Para protegerlo, haz un corte en cada corcho a lo largo, llegando sólo hasta el centro, y haz otro corte a un cuarto del diámetro del corcho de distancia, también hacia el centro, para quitar la pieza y dejar un ángulo prolijo en cada uno. Une los tapones uno tras otro, y encastra en los ángulos peligrosos o fíjalos con silicona caliente, para poder quitarlos fácilmente cuando quieras.

13.Protector de filos: De un modo similar a los protectores de ángulos, haz dos cortes paralelos entre sí a lo largo de varios corchos, y únelos uno tras otro logrando superar apenas el largo del cuchillo, del serrucho o del filo que quieras proteger. Ponlo en su sitio, y sujeta con una cinta asida alrededor.

14. Protector de muros: Para que el picaporte de una puerta no golpee el muro y deje su marca, bastará con cortar una o más rebanadas finas de corcho y adherirlo al muro (o al mismo picaporte) usando silicona caliente.

15. Protector para los pisos: Si tienes pisos de madera o alfombras y temes que sus patas puedan dañarlos, recorta rebanadas del mismo ancho en corchos naturales o sintéticos, y pégalos a las bases de las patas de los muebles. Esto, además, ayudará a arrastrarlos más fácil, si quisieras modificar la decoración.

20 ideas para hacer con corchos. Manualidades originales con corchos. 20 manualidades para crear con corchos usados. Qué hacer con los corchos?

Los corchos son decorativos y muy versátiles. Deja volar tu imaginación y lograrás piezas únicas y accesorios útiles para todo el hogar.

© Depositphotos.com/Observer

16. Rellenos decorativos: Si tienes un florero demasiado grande, rellena su base con trozos de distintos tipos y colores. Esto ayudará a elevar las flores de tallos más cortos, sin deteriorarse por el agua.

17. Revestimiento aislante: El corcho es un genial aislante térmico y acústico. Córtalos por la mitad a lo largo (o en rebanadas, si quieres) y adhiérelos con adhesivo para la construcción a los muros, techos y a donde sea que quieras lograr un revestimiento resistente a la humedad. ¡Es genial para el techo y los muros de la casita del perro, en el jardín!

18. Tablero para dardos: Sigue las instrucciones para hacer un tablero regular, pero coloca al centro una diana para dardos. Esto ayudará a mantener tus paredes sanas y evitará que los dardos reboten. Además, es un regalo fenomenal.

19. Tablero: Son ideales para dejar notas o fotografías usando pinches o alfileres. Para hacerlo, prepara una superficie de madera delgada y ponle listones en el borde (o un viejo marco de espejo o de un cuadro). Rellena la superficie con corchos, enteros o cortados por la mitad a lo largo, tan compactos como puedas y en el diseño que prefieras.

20. Una ayuda para el fuego: Los corchos quemados no sólo sirven para dibujar barbas en los actos escolares: también son geniales para ayudar a encender el fuego. Bastará con dejarlos sumergidos en un frasco con un poco de alcohol o de líquido para fuegos, cerrar la tapa, e ir tomándolos de a uno para ayudar a encender el cálido fuego en el invierno, o las brasas para la parrilla en el verano.

"Cualquiera sea el material del corcho (natural o sintético), lávalo para quitarle los residuos de la bebida, deja secar al aire, y ponlo en una caja hasta que tengas suficientes para hacer estas manualidades."

'

"Al hacer manualidades con corchos puedes pegarlos con adhesivo universal incoloro, es lo más eficiente, o también adhesivo instantáneo para la construcción, silicona caliente, cola blanca y hasta engrudo casero bien espeso."

Como estas, hay miles de otras labores para hacer con corchos en casa, incluyendo marcos para fotos o para espejos, colgadores de llaves, relleno para vasos y floreros de cristal, y un sinfín de ideas. Sólo deja volar tu imaginación, y pon en práctica estas ideas para hacer con corchos, de un modo creativo y muy personal.